Un pastor ruandés es condenado a cadena perpetua por genocidio

24.06.2010 12:15

Francois Bazaramba, de 59 años, participó en el genocidio en el municipio ruandés de Nyakizu entre abril y mayo de 1994 al ordenar o instigar el asesinato de al menos cinco personas de etnia tutsi.

Un tribunal de Porvoo en Finlandia condenó a cadena perpetua a un ex pastor de la Iglesia Baptista de Ruanda por ser uno de los promotores del genocidio perpetrado en el país centroafricano en 1994, en el que fueron asesinadas más de 800.000 personas en menos de tres meses.

Según el tribunal, el condenado, Francois Bazaramba, de 59 años, participó en el genocidio en el municipio ruandés de Nyakizu entre abril y mayo de 1994 al ordenar o instigar el asesinato de al menos cinco personas de etnia tutsi.

 
También fue el organizador de varios ataques perpetrados por miembros de la etnia hutu contra la población tutsi que causaron la muerte de numerosas personas y la destrucción de sus propiedades, según el tribunal.

 

Bazaramba, se declaró inocente en todo momento, llegó a Finlandia en el 2003 para pedir asilo político, pero no le fue concedido, porque poco después varios testigos lo acusaron de genocidio. Las autoridades finlandesas decidieron detenerle en abril de 2007, después de que la investigación policial encontrase numerosos indicios de delito.

Ruanda solicitó su entrega, pero el Ministerio de Justicia finlandés la rechazó fundamentando que en el país africano no existen garantías de que fuese a recibir un juicio justo. La investigación policial del caso duró más de dos años, durante los cuales agentes finlandeses visitaron Ruanda en varias ocasiones e interrogaron a más de un centenar de testigos.

Este juicio es el primero que se realiza en Finlandia por genocidio, y según medios locales, ha costado al país germánico más de un millón de euros.

F: EFE 

http://jesusesnoticia.webnode.es/